Fieles a su cita, ayer por la tarde el Equipo de Proyde y la Comisión Cultural organizaron el tradicional Café Solidario en el que, como siempre, se pudo charlar y compartir con otros padres y profesores al calor de un café, degustar postres riquísimos o comprar productos de comercio justo. En esta ocasión, el dinero recogido va para el Proyecto de Rumbek, en Sudán del Sur,  destinado a la promoción educativa de jóvenes africanos. ¡Gracias a todos por vuestra presencia, especialmente a las madres y padres de la Comisión Cultural!